lunes, 20 de diciembre de 2010

Arte románico

Arquitectura románica

En la arquitectura románica los valores simbólicos y constructivos están estrechamente unidos; por un lado representan el sentir religioso y por otro, el poder de la iglesia.

Son principios religiosos los que inspiran plantas y cubiertas, los que determinan que predomine el eje longitudinal, hacia el altar, siendo escasos los edificios de planta centralizada. Se impone, por tradición desde el paleocristiano, la planta basilical, con 3 naves separadas por columnas sin basa y arcos de medio punto (formeros). Poco a poco el transepto se va marcando en planta y al exterior, dando lugar a plantas de cruz latina (iglesias de peregrinación).

En los dos casos, la nave central se convierte en el tránsito del creyente hacia el altar, el punto de referencia de todo el espacio interior del templo, pasando previamente por el crucero, donde la vista se va hacia lo alto, hacia el mundo celestial, representado por la bóveda que lo cubre. A su paso, puede contemplar los relieves historiados de los capiteles que constituyen una auténtica biblia en piedra, fuente del conocimiento evangélico.

Las naves se cubren con pesadas bóvedas de cañón, soportadas por arcos fajones (torales) que soportan su peso, ayudados en el exterior por recios contrafuertes. La cabecera suele ser semicircular (ábside) y, cuando la iglesia es de peregrinación, las naves laterales se prolongan por detrás del altar, formando la girola. Todo el espacio se articula en función del altar, destacado mediante pinturas de gran tamaño que cubren la bóveda de horno del ábside, representando la "maiestas domine" o la "maiestas mariae".

Al exterior torres de sección cuadrada o circular, adosadas a los pies de la iglesia, con ventanas de medio punto que alojan en su interior las campanas. Escasas ventanas abocinadas recorren los muros, dejando a penas pasar leves rayos de luz, que en el interior, adquieren un carácter sobrenatural.






Interior de una iglesia románica

Alzado y corte de una iglesia románico




Todo el edificio está perfectamente estructurado, mediante una gradual concentración de los empujes y de las resistencias. Importancia de las fachadas, que hacen que desaparezca el atrio paleocristiano, así como el arco triunfal del interior de las primitivas basílicas, que restaba unidad compositiva al conjunto. Las cabeceras de triple ábside circular conforman esta unidad y le dan equilibrio, al igual que los pórticos laterales que dan acceso a la nave del transepto. Sobre lo alto, dominando el conjunto desde el crucero, el cimborrio, que esconde en su interior la bóveda sobre trompas que lo cubre.




Portada románica



Cabecera de una iglesia románica












Las ventanas, una monada...pero luz, lo que se dice luz, poca



Todo lo explicado hasta aquí, en vídeo...


San  Martín de Frómista
Mandada construir por Doña Munia (Mayor) de Navarra, esposa de Sancho III, en la segunda mitad del siglo XI (1066 aproximadamente), como parte de un monasterio benedictino. 
Su planta se articula en tres naves longitudinales, la central más ancha y alta que las dos laterales, y un transepto marcado en altura pero no en planta. Las tres naves cierran en la cabecera en sendos ábsides semicirculares abiertos a la luz por ventanas de considerable tamaño. Las tres naves se cubren con bóveda de cañón de extraordinaria factura, sujeta por arcos fajones que envían el peso a unas esbeltas columnas adosadas a pilares cruciformes. Sobre el crucero una bóveda semiesférica  sobre trompas, que remata al exterior en un cimborrio poligonal. Dos pórticos laterales en el transepto y dos torres cilíndricas a los pies, completan el conjunto.



El programa decorativo es muy austero, limitándose a la repetición en el interior y el exterior del llamado "taqueado jaqués",que en forma de friso, recorre los muros interiores y exteriores, así como arquivoltas, ventanas y cimborrio. El relieve en piedra se circunscribe a capiteles y canecillos, y su programa iconográfico abarca temas vegetales, animales y humanos; religiosos y profanos. Todos ellos tienen una importante carga simbólica, con una clara finalidad didáctica.




El vídeo, faltaría más...


Catedral de Santiago de Compostela







Planta de la catedral de Santiago de Caompostela




Y por si no os ha quedado claro, aquí os dejo el power point que vimos en clase...

video



2 comentarios:

  1. ¿dentro de la arquitectura hay que hablarte del monasterio y sus partes?

    ResponderEliminar